Miles de navarros acuden a conocer un Polo más tecnológico que nunca

La fábrica presenta en Baluarte el coche que ha comenzado a ensamblar

Juan Ángel Monreal Unai Beroiz - Domingo, 10 de Septiembre de 2017 - Actualizado a las 06:10h.

Pamplona- VW Navarra presentó ayer ante la sociedad navarra a la sexta generación del Polo. Un coche más grande, tecnológicamente más desarrollado, montado a partir de una nueva plataforma y de cuyo éxito de ventas depende en buena medida la salud de la industria de automoción navarra. Más coches son más empleo, oro molido en un momento en el que encontrar trabajo sigue siendo un reto para más de 35.000 navarros.

Miles de ciudadanos respondieron ayer a la convocatoria de la planta de Landaben, que llevó hasta Baluarte 11 coches, entre ellos dos GTI, que fueron expuestos durante toda la jornada. Hacia las nueve de la noche ya habían pasado casi 4.000 por el auditorio y palacio de congresos y exposiciones de la capital foral. En el recinto, la fábrica había instalado distintos mostradores en los que se informaba acerca de los detalles de un coche que comenzó a ser fabricado en julio y que llega ya a los concesionarios de toda Europa. Los stands abordaban aspectos como la conectividad del coche o las posibilidades de infoentretenimiento con las que cuenta. Otros mostradores hacían referencia a la seguridad, a las motorizaciones, a la carrocería o a los distintos colores en los que es posible comprarse el Polo. Una de las versiones, que incluye altavoces Beats, está especialmente pensada por ejemplo para un público joven.

La afluencia de visitantes, entre ellos numerosos trabajadores de la fábrica, que acudieron acompañados de sus familias y amigos, fue continua durante la mañana;tras el parón de mediodía se intensificó a última hora de la tarde. Durante todo el día, alrededor de 30 trabajadores de la firma se encargaban de explicar los detalles del coche a los visitantes. Entre los voluntarios que acudieron a Baluarte se encontraban aprendices de la academia de formación de Volkswagen.

“El nuevo Volkswagen Polo supone un salto adelante para la fábrica y antes de que llegue al mercado queríamos presentarlo en nuestra tierra, con una jornada de puertas abiertas en el centro de la ciudad”, explicó Emilio Sáenz Grijalba, presidente de Volkswagen Navarra. El objetivo de la planta navarra, que se encuentra en plena curva ascendente de lanzamiento, es fabricar 1.400 coches diarios ya en noviembre.