La eurozona crecerá este año a su mayor ritmo en una década y alcanzará el 2,2%

Bruselas ve “insignificante” el impacto del ‘procés’ en la economía española

Laura Pérez-Cejuela - Viernes, 10 de Noviembre de 2017 - Actualizado a las 06:10h.

bruselas- La Comisión Europea espera que la economía de la eurozona crezca a su mayor ritmo en una década durante 2017, con un incremento del PIB del 2,2%, según recogen las proyecciones macroeconómicas de otoño del Ejecutivo comunitario publicadas ayer.

Bruselas también anticipa que el próximo año el crecimiento en los diecinueve países del euro alcanzará el 2,1%, y para el conjunto de la Unión Europea predice unas subidas del 2,3% en 2017 y del 2,1% en 2018. Todas esas cifras son superiores a las incluidas en las proyecciones de primavera, cuando el Ejecutivo anunció una subida del PIB del 1,9 % en los Veintiocho durante 2017 y 2018, y del 1,7 % este año y del 1,8 % el próximo en los países del euro.

“Tras cinco años de recuperación moderada, el crecimiento europeo ahora se ha acelerado. Vemos buenas noticias en muchos frentes, con más puestos de trabajos creados, aumento de la inversión y fortalecimiento de las finanzas públicas”, aseguró el comisario europeo de Asuntos Económicos, Pierre Moscovici.

No obstante, el político francés reconoció que los desafíos se mantienen “en forma de altos niveles de deuda y suaves aumentos salariales”, y pidió fortalecer la eurozona para hacerla “más resistente a impactos futuros”. La Comisión Europea explica que el aumento del PIB también se debe a un consumo privado resistente, un mayor crecimiento económico en todo el mundo y menor incertidumbre.

mejora de las previsionesEn el caso concreto de España, el Ejecutivo comunitario mejoró sus previsiones de crecimiento para España hasta el 3,1% en 2017 y el 2,5% en 2018. Sin embargo, alertó de que existe el riesgo de que los futuros desarrollos en la crisis de Catalunya tengan un impacto que todavía no puede calcular. “Existe el riesgo de que desarrollos futuros puedan tener un impacto más bien limitado sobre el crecimiento, pero no podemos anticiparlo en este estado y no queremos especular sobre una u otra evolución política”, dijo el comisario Europeo de Asuntos Económicos. Pierre Moscovici explicó que el escenario central que contempla la Comisión no incorpora un “potencial impacto económico importante por los eventos en Cataluña” e incidió en que “hasta ahora las reacciones del mercado han sido muy limitadas”.

“Consideramos que un impacto macroeconómico es muy limitado, incluso insignificante, y en adelante le daremos seguimiento”, dijo.

En este contexto, la Comisión es más optimista que en sus previsiones de primavera y eleva tres décimas la proyección de crecimiento para este año, al 3,1% del PIB, la misma cota que prevé el Gobierno español, y una décima la del próximo, al 2,5%, superior al 2,3 % que estima el Ministerio de Economía.

El Gobierno de España sí pone cifras a la crisis catalana y prevé que reste entre cuatro y cinco décimas de crecimiento en 2018, el equivalente a unos 5.000 millones de euros.

el pib español

3,1%

Bruselas mejora la previsión de la economía española. La Comisión Europea mejoró sus previsiones de crecimiento para España hasta el 3,1 % en 2017 y el 2,5% en 2018, pero alertó del riesgo de que la crisis de Catalunya tenga un impacto que todavía no puede calcular. Bruselas es más optimista que en sus previsiones de primavera y eleva tres décimas la proyección de crecimiento para este año, al 3,1 % del PIB, la misma cota que prevé el Gobierno español, y una décima la del próximo, al 2,5%, superior al 2,3% que estima el Ministerio de Economía.

datos del paro en españa

cálculo discriminatorio

La Justicia europea cree que discrimina a las mujeres. El Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TUE) ha dictaminado que el sistema utilizado en España para determinar la base de cálculo de la duración de la prestación por desempleo es discriminatorio con las mujeres en los casos de los trabajadores a tiempo parcial vertical (los que reducen los días de la semana que trabajan, y no el número de horas al día). En su sentencia, el tribunal con sede en Luxemburgo estipula que la directiva europea “se opone a una legislación que, en el caso del trabajo a tiempo parcial ‘vertical’, excluye los días no trabajados del cálculo de los días cotizados, reduciendo de este modo el periodo de pago de la prestación por desempleo, cuando se ha comprobado que la mayoría de los trabajadores a tiempo parcial vertical son mujeres que resultan perjudicadas por dicha legislación”. El TUE considera que, dado que entre el 70% y el 80% de los trabajadores a tiempo parcial vertical son mujeres, “es evidente que la medida nacional controvertida perjudica a un número mucho mayor de mujeres que de hombres”, señala.