Puigdemont exige a Rajoy que negocie con el Govern “legítimo”

No ofrece pistas en su mensaje de fin de año sobre un regreso inmediato y dice que en 2018 por estas fiestas estará en el Palau

Domingo, 31 de Diciembre de 2017 - Actualizado a las 06:11h.

pamplona - Carles Puigdemont utilizó ayer las redes sociales de Internet para ofrecer el tradicional mensaje de fin de año del president de la Generalitat. No deslizó ninguna renuncia y mantuvo sus planteamientos intactos. Aunque fue cesado en aplicación del artículo 155 de la Constitución española, Puigdemont ofreció su mensaje con un vídeo desde Bruselas que comenzaba con un rótulo con el escudo de la Generalitat, y donde se le calificaba como president. Puigdemont pidió al mandatario español, Mariano Rajoy, que reconozca los resultados de las elecciones catalanas, y que abra una negociación con el “Govern legítimo”. No ofreció pistas sobre un regreso inmediato a Catalunya para presentarse a la sesión de investidura, y solo avanzó en el último tramo de su discurso de siete minutos que el próximo año, en estas mismas fechas, estará ofreciendo su mensaje de fin de año desde el Palau de la Generalitat.

Con un lazo amarillo en la chaqueta, y con las banderas catalana y europea a sus espaldas, criticó la “vergüenza y el escándalo” que supone el encarcelamiento de Oriol Junqueras, Jordi Sànchez, Jordi Cuixart y Joaquim Forn, y a continuación se refirió a la abrumadora participación en las elecciones. “Los catalanes, pensemos lo que pensemos, queremos y sabemos usar las urnas para resolver nuestras aspiraciones y las legítimas discrepancias sobre cómo encarar nuestro futuro colectivo. Somos un pueblo democráticamente maduro, que se ha ganado el derecho a constituirse en una república de hombres y mujeres libres. El Gobierno español tiene la oportunidad de reconocer los resultados y negociar políticamente con el Govern legítimo de Catalunya”, dijo, para declarar fracasada la receta de la violencia y liquidación del autogobierno. “Que comience la era de la negociación”, zanjó. Exigió que “rectifiquen lo que ya no funciona, reparen el daño causado y restituyan todo lo que destituyeron”. - M. Vázquez