‘Geodesia’, mapeando el arte en Navarra

La gran cantidad de relaciones que existen entre los agentes artísticos navarros es una de las principales conclusiones de la investigación llevada a cabo por Mireya Martín Larumbe y Sofía Albero Verdú.

Un reportaje de Ana Oliveira Lizarribar. Fotografía Iban Aguinaga - Martes, 13 de Febrero de 2018 - Actualizado a las 06:02h.

durante tres meses, Mireya Martín Larumbe y Sofía Albero Verdú han llevado a cabo en residencia en el Centro de Arte Contemporáneo de Huarte una investigación que han titulado Geodesia, o hacia una cartografía del contexto artístico en Navarra, con el propósito inicial de presentar un análisis estándar con a través de una web que funcionara como un directorio, mapa y archivo virtual donde figuraran las y los agentes mapeados. Sin embargo, finalmente, y por sugerencia de las responsables de este espacio artístico, cambiaron el enfoque divulgativo y decidieron transformar los datos en una creación, en concreto en una obra visual generada por ordenador por el artista Txo!? que se proyectó el pasado sábado en una nueva jornada del programa Aperitifak.

“Las características de movilidad y contingencia tan fuertes que se dan dentro del sector artístico eran muy apropiadas para generar una creación de este tipo”, apunta Mireya Martín Larumbe, investigadora y artista. “Te relacionas con muchas personas, cambias muchas veces de espacio, tocas un montón de palos;hay muy pocas personas que ahora mismo se dediquen a una sola disciplina”, agrega. En ese sentido, uno de los principales resultados surgidos del proceso de trabajo tiene que ver con una “interesante y potente amalgama de relaciones”. “Al final, somos un hilo de una urdimbre de un tejido mucho mayor y nos parecía muy interesante poder plasmar esta idea, solo que en un mapa como tal se nos escapaba”, de ahí que contactaran con Txo!?, precisamente uno de los creadores que entrevistaron para este trabajo y que ha generado “la representación ideal” para que este concepto se entendiera “de una forma plástica, poética”. En concreto, Txo!? mostró el pasado sábado esta pieza que según explicó él mismo, está a medio cambio “entre la obra gráfica y la visualización de datos”.

En esta creación no han intervenido ni la pintura ni la ilustración, sino que se ha confeccionado a base de programar. Asimismo, se trata de una generación continua, de modo que tanto a medida que se exhibe va variando como en cada ocasión que se proyecte será diferente. “Nunca se repite, funciona con parámetros aleatorios que hacen que cambie completamente cada vez”. De algún modo, se trata de una producción conjunta del creador y de la máquina en tiempo real.

dinámica de archivo Antes de llegar a esta obra, Martín Larumbe y Albero Verdú acometieron, eso sí, una tarea más de tipo académico que ha arrojado una serie de resultados y que les ha supuesto contactar masivamente no solo con personas, sino también con instituciones, colectivos y asociaciones de este sector. El Centro Huarte les ayudó “mucho” en esta labor, necesaria “para empezar a sistematizar un sector que tenemos muy disperso”. De hecho, como señala Albero, investigadora y gestora, una de las conclusiones obtenidas durante el proceso es clara: “No hemos encontrado precedentes en este trabajo de mapear a los agentes artísticos de Navarra”.

Otro de los pasos interesantes dados durante el desarrollo de la investigación es que se ha producido un debate sobre las categorías en las que se adscriben los agentes. “Hemos tenido que debatir qué significa ser un agente artístico, bajo qué criterios se define cada cual...” Esta estructura conceptual les ha empeñado una buena parte de su tiempo, pero están satisfechas, porque han generado una base firme “sobre la cual luego se puede recoger información desde la que se pueden generar diferentes mapas”, dependiendo, por ejemplo, del momento en que se recopilen los datos.

Además, estas investigadoras han propuesto también construir una dinámica de archivo. “Nos parece muy interesante contar con un registro, una base de datos sobre la que poder trabajar;esto nos puede ayudar a generar nuevas sinergias, nuevos proyectos, nuevas relaciones”. En definitiva, “tendríamos un lugar donde poder encontrarnos y desde el que poder empezar a cimentar un tejido sólido”, continua Albero. “Hay una necesidad de saber quiénes somos, quiénes se incorporan, quiénes salen...”, añade Martín Larumbe, que destaca el interés del Centro Huarte en que esta tendencia de recopilación de información “se pueda mantener”. “Y nosotras lo tenemos claro. Estaría muy bien que esto pudiera continuar como un recurso útil y accesible”. Es decir, ambas investigadoras defienden que se genere ese archivo o registro donde todos los resultados que han recogido sean el punto de partida para ir a más y cada vez dispongamos de un mapa más completo de los agentes artísticos en la Comunidad Foral. “Nosotras hemos hecho esa propuesta y ahora está por ver si se podrá seguir con este trabajo o no;sería lo ideal”.