Urdazubi/Urdax pierde un recurso sobre valoración catastral

Interpuesto frente al Gobierno de Navarra en 2009, deberá asumir las costas judiciales y devolver cobros indebidos a una familia

Viernes, 2 de Marzo de 2018 - Actualizado a las 06:02h.

urdazubi/Urdax - El Ayuntamiento de Urdazubi/Urdax ha visto rechazado el recurso contra sentencias anteriores interpuesto frente al Gobierno de Navarra sobre la valoración catastral de un terreno en el barrio de Dantxarinea. Por lo tanto, se verá obligado a devolver las cantidades cobradas indebidamente a los hermanos Labayen Mascotena, propietarios de Venta Bazterretxea, y asumir todas las costas judiciales.

La historia viene de lejos y ha implicado a propietarios de terrenos en Dantxarinea, Ayuntamiento y Gobierno de Navarra. Los hermanos Labayen Mascotena, propietarios de la Venta Bazterretxea, en desacuerdo con las decisiones adoptadas por el gobierno municipal en relación a un terreno propiedad de la familia en Dantxarinea, interpusieron un recurso que el Ayuntamiento rechazó en Pleno de 20 de abril de 2009.

En 2015, frente al criterio esgrimido por el Ayuntamiento de Urdazubi y en base a la documentación remitida por el Gobierno local al Gobierno de Navarra, se hizo una valoración catastral que la familia Labayen Mascotena consideró excesiva. Los recurrentes reclamaban una modificación del valor catastral muy inferior a a los 4.091.353,55 de euros calculados inicialmente. El Gobierno de Navarra reconoció el error y lo estableció finalmente en 1.841.055,43 euros, una cantidad muy inferior y más ajustada a lo que estimaba la familia propietaria.

El Ayuntamiento de Urdazubi/Urdax no aceptó esa nueva valoración y recurrió la Orden Foral de 2016 ante el Juzgado de lo Contencioso Administrativo número 3 que, en sentencia de septiembre de 2017, vino a dar la razón al Gobierno de Navarra y a los hermanos Labayen Mascotena.

NUEVO RECHAZO

Tras la sentencia, el grupo de la oposición, Urdazubi Elgarrekin, criticó al alcalde, Santiago Villares, del grupo Azkar por anunciar un nuevo recurso. El grupo opositor consideraba arriesgado y muy difícil de sostener que se volviera a recurrir sin presentar ningún informe jurídico que avalase tal decisión por parte del secretario ni del abogado Alfredo Irujo, contratado para asesorar jurídicamente a la villa.

Finalmente, con fecha 30 de enero de 2018, una nueva sentencia ha vuelto a condenar al Ayuntamiento que deberá asumir las costas judiciales propias, las del Gobierno de Navarra y las de los Hermanos Labayen Mascotena. Previsiblemente, el Gobierno municipal de Urdazubi tendrá que devolver las cantidades que fueron cobradas de más a los propietarios de Venta Bazterretxea. - Iñigo Imaz