osasuna | Cita extraordinaria

Sabalza y su Junta se llevan tres palos de la Asamblea

Cita extraordinaria | Los socios compromisarios tumban la propuesta de recompra de El Sadar y reprueban a la directiva por apoyar la subida salarial de Tebas, al que vuelven a nombrar ‘persona non grata’

Javier Leoné | Mikel Saiz - Domingo, 4 de Marzo de 2018 - Actualizado a las 06:02h.

Pamplona- Le salió rana a la directiva de Osasuna la asamblea extraordinaria de ayer, en la que los socios compromisarios del club navarro tumbaron su propuesta de recompra de El Sadar y, además, reprobaron a la junta de Luis Sabalza por su voto favorable a la subida salarial de Javier Tebas, al que nuevamente nombraron persona non grata, como ya hicieran en octubre de 2016. De este modo, los rectores de la entidad rojilla solo sacaron adelante una de sus dos propuestas, la venta de la parcela anexa al Navarra Arena, mientras que la otra, la que hacía referencia a la recompra del estadio, se quedó muy lejos de conseguir los dos tercios de votos favorables necesarios para su aprobación (82 de 241, mientras que recibió 147 en contra). Por si esto fuera poco, los compromisarios incluyeron dos puntos adicionales en la asamblea que sirvieron para exhibir la falta de confianza de los socios hacia las actuaciones de la directiva, de nuevo en el poder sin pasar por las urnas por la ausencia de más candidatos en unas elecciones que se convocaron para el pasado mes de noviembre, pero que finalmente no se llegaron a celebrar porque los otros dos aspirantes no cumplieron los requisitos para poder presentarse a los comicios.

Sabalza y su junta se llevaron tres palos. El primero, al no encontrar la autorización de la asamblea para la compra de El Sadar, como figuraba en el segundo punto del orden del día -el primero se refería a la aprobación de las dos anteriores asambleas, celebradas el 1 de octubre del pasado año-. El no rotundo de los socios compromisarios -eran necesarios dos tercios de los votos favorables para la aprobación de la medida y solo un tercio se posicionó del lado de la directiva en este asunto- estuvo justificado por exposiciones de varios asistentes a la asamblea, con el expresidente de la Gestora Javier Zabaleta, la exvicepresidenta del club Eva Blanco, Iñaki Cabasés y el hiperactivo Asier Larrea como voces más autorizadas, que además encontraron el refrendo mayoritario del grupo con sonoras ovaciones al término de sus intervenciones. Los cuatro -también algún otro- coincidieron en criticar la falta de información para apoyar una decisión tan trascendente para el club -en lo económico y en lo deportivo- y en cuestionar lo inoportuno del momento para iniciar la recompra, destacando que el acuerdo de la dación en pago incluye una cesión de uso del estadio por parte de Osasuna que expira en el año 2045. Con estos argumentos, a los que la directiva respondió alegando que el Gobierno de Navarra les había impedido ofrecer más datos sobre el acuerdo, el resultado de la votación queda más que justificado.

El gerente del club, Ángel Ardanaz, solo expuso que la propuesta de recompra era de 24 millones de euros -pagaderos en 10 años, destinando un 5% de los derechos audiovisuales cada curso y un 25% de futuros traspasos-, y que ésta iba acompañada por una reforma obligada del estadio (por valor de unos 7 millones de euros) y de una ampliación del mismo (con un coste de otros 16 millones). A los socios, en general, les pareció un endeudamiento excesivo después de que, bajo el mandato de la actual directiva -hubo un reconocimiento explícito a su labor en este punto-, las cuentas del club estuvieran saneadas tras rozar la desaparición hace cuatro años. Además, Zabaleta consideró como innecesaria en la actualidad la ampliación de la capacidad del estadio -hasta las 25.000 localidades, según Ardanaz-. Los socios también criticaron que la directiva apelara a la cuestión sentimental en busca de apoyo en una cuestión puramente económica.

No obstante, el voto negativo hacia la propuesta de recompra no evitará que el club tenga que acometer este verano reformas en un estadio que no cumple con la normativa de la LFP (Liga de Fútbol Profesional) y que implicará la inversión de unos 7 millones de euros para cambiar la iluminación y la cubierta de El Sadar y para conseguir la licencia de actividad que nunca ha tenido el recinto, reformas que reducirán la capacidad de la instalación de las 18.735 plazas que tiene ahora a unas 17.500.

Con este debate y esta votación, la asamblea evidenció su falta de confianza en la actual junta directiva, a la que además reprobó por apoyar la subida de sueldo de Javier Tebas, del que casi nadie se fía -así los expresaron varios compromisarios- y al que de nuevo se le colgó, por amplia mayoría, la etiqueta de persona non grata. A los rectores del club, que defendieron la gestión de Tebas al frente de la LFP -lo hizo el directivo Miguel Cuesta en un alegato de cinco minutos-, no les gustó una reprobación que, además, podría tener consecuencias para ellos. Y es que los socios dejaron en manos del futuro defensor del socio -puesto que sigue vacante desde octubre, cuando Ángel Etxeberria dejó el cargo, y que debería haber sido asignado ya a otra persona- el estudio de la posibilidad de imposición de una sanción a la junta por esta reprobación. Aunque el resultado de esta votación resultó más ajustado que el resto -117 votos a favor y 94 en contra, con 20 abstenciones-, se convirtió en otra piedra en el camino de una directiva, la de Sabalza, que nunca ha tenido el refrendo de la masa social rojilla en las urnas. Un problema más.

Las votaciones

AUTORIZACIÓN PARA LA COMPRA DEL ESTADIO DE EL SADAR AL GOBIERNO DE NAVARRA

A favor 82

En contra 147

Abstenciones 12

AUTORIZACIÓN PARA LA VENTA DE LA PARCELA ANEXA AL NAVARRA ARENA

A favor 147

En contra 89

Abstenciones 8

REPROBACIÓN A LA JUNTA DIRECTIVA POR APOYAR LA SUBIDA SALARIAL DE JAVIER TEBAS

A favor 117

En contra 94

Abstenciones 20

NOMBRAMIENTO DE JAVIER TEBAS COMO ‘PERSONA NON GRATA’

A favor 149

En contra 48

Abstenciones 18

Las cifras

259

ASISTENTES. De los 350 socios compromisarios que estaban citados para acudir a la asamblea de ayer, fueron 259 los que participaron: 227 de forma presencial y 32 con voto delegado. Los datos los ofreció César Muniáin, directivo que ejerció de moderador.

7

Millones en reformas. La directiva tendrá que acometer este verano las reformas del estadio a las que le obliga la LFP -iluminación, cambio de cubierta, licencia de actividad-, que supondrán un coste de unos 7 millones de euros.