Mesa de Redacción

Hartazgo

Por Rafa Martín - Lunes, 5 de Marzo de 2018 - Actualizado a las 06:01h.

la marea gris es la nueva fuerza de choque de una sociedad instalada en el hartazgo. Casi siete años después del 15-M, movimiento intergeneracional pero impulsado especialmente por la juventud y que marcó la manera de hacer política, la protesta social ha tomado de nuevo las calles abanderada por miles de jubilados. La emblemática imagen de centenares de pensionistas desarbolando a los policías frente al Congreso ha supuesto un toque de atención a los partidos y los centros de poder y un retorno a las movilizaciones que pueden desencadenar una convulsión en el anodino escenario de los partidos y cambios reales en el mapa de poder. Todas las formaciones se han apuntado al carro de las demandas de un colectivo dolorosamente harto que supera los ocho millones de personas y que reclama una revisión urgente de sus prestaciones, en general insuficientes, y que arrastran una constante pérdida de poder adquisitivo. Todas abogan garantizar a largo plazo la sostenibilidad del sistema, pero la fuerza de las protestas y la sensibilidad social hacia este colectivo ha disparado las alertas de los estrategas políticos, sobre todo el propio PP, de donde se nutre electoralmente. ¡Tiene narices que los mayores sean ahora ejemplo de movilización y el principal ariete para echar a Rajoy!