"Si eres menor, lo mejor es sacar Cero en alcohol", la campaña de prevención de las farmacias navarras

EFE - Lunes, 5 de Marzo de 2018 - Actualizado a las 10:09h.

PAMPLONA. Las farmacias navarras impulsan la prevención del consumo de alcohol en menores a través de una campaña en la que se repartirán unos 15.000 folletos, en los que se incide en las consecuencias del consumo a edades tempranas, se destapan mitos y se incluye un protocolo de actuación en caso de emergencia.

La red de 600 farmacias de Navarra difundirán desde esta semana el mensaje "Si eres menor, lo mejor es sacar Cero en alcohol", ya que, según la presidenta del Colegio Oficial de Farmacéuticos de Navarra, Marta Galipienzo, "la mejor manera de evitar un consumo indebido de alcohol es la prevención basada en la educación".

Aunque las últimas encuestas reflejan un descenso en el consumo, todavía un 68,2 % de adolescentes entre 14 y 18 años reconoce haber bebido alcohol en el último mes, según los datos que aporta el Colegio Oficial de Farmacéuticos de Navarra.

Este consumo afecta a un organismo que está en desarrollo;interfiere en la nutrición, crecimiento y desarrollo físico y psicológico del menor;reduce su capacidad de aprendizaje y afecta a su desarrollo intelectual;dificulta la autonomía de criterios y la independencia y puede derivar en el futuro en problemas de consumo abusivo de alcohol.

En el marco de la campaña, los farmacéuticos disponen de una guía de intervención y pueden ayudar tanto a los jóvenes como a sus padres a identificar consumos de riesgo, detectar ciertas conductas que pueden tener su origen en los efectos del alcohol y promover hábitos responsabilidad y moderación en su consumo.

Desde el punto de vista farmacológico, el consumo ocasional de alcohol puede modificar de forma importante el efecto de algunos medicamentos con consecuencias especialmente graves en determinados casos. Entre otros ejemplos, la hipoglucemia que puede aparecer en pacientes diabéticos en tratamiento con insulina o el aumento de la somnolencia si la persona está tomando antihistamínicos.

Con la campaña se trata de desterrar tópicos falsos que pueden inducir a realizar un consumo aún más peligroso como el pensar que mezclar alcohol con bebidas energéticas reduce la borrachera, cuando "la interacción de ambas sustancias puede provocar graves problemas en el organismo y no reduce el nivel de alcoholemia".

Tampoco funciona una ducha o un café para bajar la borrachera, "se podrá estar más despejado pero se sigue estando ebrio", ni el alcohol ayuda a ligar y mejora las relaciones sexuales, sino que "interfiere negativamente en la capacidad sexual, además de poder provocar que se tengan menos en cuenta las consecuencias de una relación sexual no segura, enfermedades o embarazos no deseados".

El alcohol no se elimina haciendo ejercicio o vomitando como algunos creen, ya que por esas vías se expulsa menos de un 2 % de alcohol, insuficiente para afectar al nivel de alcoholemia y el grado de embriaguez lo determina la cantidad de alcohol que circula por la sangre, no tiene que ver con la mezcla de diferentes bebidas.

En el caso de una emergencia relacionada con el alcohol, se aconseja en primer lugar avisar al médico de urgencia (112), revisar el estado de conciencia y verificar si respira y si tiene pulso y recabar la máxima información.

Entre las recomendaciones figura mantener las vías respiratorias libres de secreciones, no dejar nunca sola a la persona y nunca administrar café, leche o inducir el vómito.