SEGUNDA B Tudelano 1 - Real Sociedad B 2

Tarde gris en Tudela

derrota | el tudelano se distancia de los puestos de cabeza en un partido con diez minutos de locura

María Mendoza - Lunes, 12 de Marzo de 2018 - Actualizado a las 06:02h.

TUDELANO Pagola, Iñaki Jiménez, Andrés Barrera (Lizarraga, m. 76), Meseguer, Corral (Sergio Martínez, m. 76) , Lázaro, Óscar Vega, Ibai Ardanaz, Adán Pérez, Víctor Bravo (Puche, m. 87), Esnaider.

REAL SOCIEDAD B Zubiaurre, Sola, Muñoz, Le Normand, Lapeña, Guevara, Calvillo, Sanz, Davila (Muguruza, m. 46), Sáenz (Capilla, m. 46), Olaizola (Gorostidi, m. 91).

Goles 0-1, m. 64: Olaizola. 1-1, m. 72: Ardanaz, de penalti. 1-2, m. 75: Calvillo.

Árbitro Marcos Latorre (Colegio Aragonés). Amonestó con tarjeta amarilla a los locales Óscar Vega, Meseguer y Esnaider y a los visitantes Olaizola, Zubiaurre y Guevara.

Estadio Ciudad de Tudela. 600 espectadores.

tudela - Tudelano y Real Sociedad B se vieron las caras en el Ciudad de Tudela, en un partido tan gris como la tarde que tocó vivir ayer en la capital ribera (1-2).

Mal inicio de los locales. Los primeros cinco minutos fueron de presión para el filial de la Real, que pudo provocar un disgusto ya en los instantes iniciales con dos ocasiones que, por suerte para los blanquinegros, fueron frenadas por fuera de juego. Aunque tuvieron que ser 33 minutos los que hubo que esperar en el estadio tudelano para ver la primera gran oportunidad del choque, cuando un cabezazo de Jiménez tuvo que ser despejado casi en línea de gol por un defensa txuri-urdin. Es aquí cuando comenzaban los locales a carburar sobre el césped, si bien disputaron todo el primer tiempo sin casi delantero, pues Esnaider desempeñó más las funciones por banda que las habituales. Fue precisamente el jugador madrileño el que tendría en su figura la posibilidad de abrir el marcador, al cabecear un córner de Víctor Bravo, que golpeó en la cruceta antes de ser despejado por Zubiaurre.

Tras el paso por vestuarios, Imanol Alguacil no estaba muy contento con el juego de su equipo, sobre todo en ataque, y dio entrada a Muguruza y Capilla, que sustituyeron a Davila y Sáenz. Fue una segunda mitad mucho más intensa y caliente, en la que hubo más juego, ocasiones y, también, más choques directos.

La primera llegada peligrosa fue para Jiménez, en un centro-disparo desde la derecha que atrapó Zubiaurre, aunque el esférico se le escapó al guardameta y fue aprovechado por Vega para rematar alto. La jugada precedería a diez minutos de locura en el Ciudad de Tudela, donde se vieron los tres goles de la tarde. Primero el de Olaizola, que aprovechó un pase entre líneas que pilló lento a Corral. La alegría de los de San Sebastián duraría ocho minutos, el tiempo que pasó hasta que Adán Pérez cayó derribado dentro del área y la pena máxima fue transformada por Ibai Ardanaz.

Pero los visitantes querían hacer patente su mejoría en el segundo tiempo y solo tres minutos después Calvillo, que se internó en el área sin demasiadas dificultades, coló el balón raso al palo.

Con el marcador en contra aparecieron los nervios para el equipo blanquinegro, al que se le sumó la expulsión de Esnaider tras ver su segunda amarilla por simular un penalti.

Derrota del Tudelano en casa, que acabó sucumbiendo y le aleja un poco más de los puestos altos, algo que buscará remediar la próxima semana en casa del Real Irun.