ofensiva lanzada la madrugada del sábado

Al Asad denuncia una "campaña de falacias y mentiras"de EEUU ante la ONU

Siria critica su doble lucha, contra el terrorismo y para proteger su soberanía Rusia e Irán dicen que el ataque aleja una solución política al conflicto y prevén un caos en las relaciones internacionales

Lunes, 16 de Abril de 2018 - Actualizado a las 06:02h.

beirut - El presidente sirio, Bachar al Asad, denunció ayer “la campaña de falacias y mentiras” contra su país por parte de EEUU y sus aliados ante el Consejo de Seguridad de la ONU, después de la ofensiva lanzada la madrugada del sábado por Washington, Londres y París contra posiciones gubernamentales en Siria. “La agresión tripartita con cohetes contra Siria estuvo acompañada de una campaña de falacias y mentiras en el Consejo de Seguridad por parte de los mismos países agresores contra Siria y Rusia”, se lamentó Al Asad durante una reunión con una delegación parlamentaria rusa en Damasco.

El presidente sirio consideró que esto prueba que Rusia y Siria “no solo libran una batalla contra el terrorismo sino también para proteger la ley internacional basada en el respeto a la soberanía de los Estados soberanos y la voluntad de sus pueblos”, según un comunicado de la Presidencia siria publicado en Telegram.

La delegación rusa estaba compuesta por diputados del partido Rusia Unida, la formación que sostiene al presidente ruso, Vladímir Putin.

La agencia de noticias oficial siria, SANA, agregó que los parlamentarios rusos afirmaron, por su parte, que “la agresión tripartita contra Siria es una violación clara de las convenciones internacionales y se produce en un momento en que los sirios tratan de restaurar la estabilidad y continuar el proceso de reconstrucción de lo destruido por el terrorismo”.

represalia EEUU, Francia y el Reino Unido efectuaron el sábado un ataque con misiles contra instalaciones gubernamentales sirias, donde, según Washington, se producían y almacenaban armas químicas.

Esta agresión fue llevada a cabo como represalia por el supuesto bombardeo químico del pasado 7 de abril en la ciudad de Duma, en las afueras de Damasco, durante una ofensiva gubernamental contra la facción rebelde que controlaba esta urbe, el Ejército del Islam y en el que murieron decenas de personas.

Tanto Damasco como Moscú han negado el uso de armamento químico en Duma.

En declaraciones a medios de Rusia tras el encuentro, un miembro de la delegación, Dmitri Sablin, señaló que durante la reunión Al Asad alabó los sistemas de defensa antiaérea rusos (aunque al parecer datan de la época soviética) que, aseguró, derribaron más de 70 misiles disparados por EEUU, el Reino Unido y Francia. “Ayer (el sábado) repelimos la agresión estadounidense con cohetes fabricados en los años 70. Las películas americanas nos dicen que el armamento ruso es anticuado, pero ahora hemos visto quién está realmente atrasado”, subrayó Al Asad, según Sablin. Esto contradice las afirmaciones hechas ayer (el sábado) por las autoridades francesas que calificaron el bombardeo de “un éxito” y destacaron que las defensas antiaéreas de Siria fueron “muy débiles o incluso menos de eso”.

condena de rusia e irán El presidente ruso, Vladimir Putin, y su homólogo iraní, Hasán Rohani, coincidieron ayer en que los ataques con misiles de EEUU y sus aliados contra Siria han socavado las posibilidades de solución para la crisis en la que actualmente está sumida la república árabe. “Los líderes intercambiaron la opinión sobre la situación tras los ataques con misiles de EEUU y sus aliados contra el territorio sirio;se constató que esta acción ilegítima causa un serio daño a las posibilidades de la solución política en Siria”, según el Kremlin en relación a la conversación telefónica que ambos mantuvieron ayer, recogida por la agencia de noticias rusa RIA Novosti.

Putin destacó que “si estas acciones cometidas en violación de la Carta de la ONU continúan, el caos en las relaciones internacionales será inevitable”. Rohaní aseguró que “Estados Unidos y algunos países occidentales no quieren estabilidad en Siria” y que los bombardeos de contra este país árabe no deben quedar impunes. El presidente iraní acusó a EEUU, Francia y Reino Unido de perpetrar en Siria “un acto de agresión para levantar el espíritu de los terroristas”. “Si la agresión y la violación flagrante de las leyes internacionales se hacen fácilmente y sin pagar ningún precio, seremos testigos de inestabilidad a nivel internacional y regional”, advirtió.

Por su parte, el ministro iraní de Exteriores, Mohamad Yavad Zarif, criticó ayer que los bombardeos lanzados contra Siria fueron “un movimiento unilateral, ilegítimo y arbitrario”. - Efe/E.P.