Israel se ensaña con irán en siria

El Ejército judío responde con el mayor ataque en décadas a los misiles lanzados contra su territorio
Siria reconoce tres muertos, aunque el Observatorio de Derechos Humanos eleva la cifra a 23

Viernes, 11 de Mayo de 2018 - Actualizado a las 06:02h.

pamplona - La tensión en Oriente Medio se disparó la pasada madrugada tras el mayor ataque del Ejército israelí en suelo sirio en décadas golpeando decenas de objetivos iraníes en el país vecino en respuesta al disparo de cohetes por parte de efectivos iraníes contra los Altos del Golán, un ataque del que Israel acusó directamente a la Fuerza Quds de los Guardianes de la Revolución y a su comandante, el general Qassem Soleimani. El Observatorio Sirio para los Derechos Humanos indicó que en los bombardeos murieron al menos 23 militares, aunque fuentes oficiales reconocieron tres muertos.

Según informó el Ejército israelí, los aviones de las Fuerzas de Defensa (IDF) atacaron decenas de objetivos militares de la Fuerza Quds en territorio sirio “en respuesta a los cohetes que las fuerzas iraníes lanzaron hacia posiciones de las IDF en los Altos del Golán”. “La Fuerza Quds iraní disparó 20 cohetes”, indicó el portavoz del Ejército israelí, el teniente Jonathan Conricus, precisando que varios de los proyectiles fueron interceptados y que no se produjeron víctimas israelíes.

El Ejército israelí defendió que esta “agresión” iraní es “una prueba más de las intenciones detrás del establecimiento del régimen iraní en Siria y la amenaza que plantea para Israel y la estabilidad regional”. En este sentido, dejó claro que “no permitirá que la amenaza iraní se establezca en Siria” y advirtió al régimen sirio que tendrá que “rendir cuentas por todo lo que ocurra”.

lluvia en israel, diluvio en siria Por su parte, el ministro de Defensa israelí, Avigdor Lieberman, confió en que se haya “terminado este capítulo y todo el mundo haya recibido el mensaje”. En declaraciones a la prensa en Tel Aviv recogidas por Reuters, Lieberman indicó que Israel golpeó “casi toda la infraestructura iraní en Siria”. “Irán intentó dañar a Israel, sin embargo ningún misil cayó en territorio israelí, sino que todos ellos cayeron en suelo sirio o fueron interceptado por el sistema de defensa Cúpula de Hierro”, sostuvo el ministro. “Deberían recordar que si llueve en Israel, diluviará en Siria”, subrayó.

No obstante, dejó claro que “destruir las infraestructuras iraníes en Siria no es una victoria absoluta”. En este sentido, según el diario Yediot Ahronot, advirtió en contra de la complacencia y dejó claro que Israel “no está interesado en una escalada”. “No estamos interesados en conquistar Siria. Nosotros no interferimos en la guerra civil”, recalcó, confiando en que “algún día dejarán de hablar sobre la destrucción de Israel”.

“El ataque sobre Siria se llevó a cabo en el marco de una operación planeada de antemano, en base a sólida información de inteligencia y a las altas capacidades de la fuerza aérea”, explicó el portavoz del Ejército, el general de brigada Ronen Manelis. “A la Fuerza Quds le llevará meses recuperarse del golpe israelí”, sostuvo Manelis, para quien “este ataque es un mensaje a quien quiera que busque dañarnos y minar a Israel y su soberanía, especialmente ante sus propios ciudadanos”. “Las IDF están preparadas para cualquier escenario”, añadió.

siria minimiza los daños Por su parte, la agencia oficial siria SANA informó citando a una fuente militar, de que la defensa antiaérea del Ejército consiguió interceptar “misiles disparados por el enemigo israelí, mientras tanques israelíes dispararon contra la ciudad de Al Baath, capital de la provincia de Quneitra, sin que se registren víctimas”.

Según dicha fuente siria, “aviones israelíes desde el interior de los territorios ocupados -en referencia a los Altos del Golán- habían lanzado cohetes contra el territorio sirio y la defensa antiaérea siria los derribó uno detrás del otro”. No obstante, reconoció que algunos de los misiles consiguieron alcanzar brigadas de defensa antiaérea, estaciones de radar y depósitos de municiones.

Según el Ministerio de Defensa ruso, en el ataque israelí en territorio sirio participaron 28 aviones F-15 y F-16 que lanzaron cerca de 60 misiles aire-tierra, más de la mitad de los cuales fueron derribados por las defensas sirias.

En un comunicado recogido por la agencia rusa Sputnik, el Ministerio de Defensa precisó que además “desde Israel se lanzaron más de 10 misiles tácticos tipo tierra-tierra” en el marco de la operación militar.

Por su parte, el Ejército sirio indicó que los bombardeos israelíes dejaron tres muertos y varios heridos. Según un portavoz militar citado por la televisión estatal, las defensas antiaéreas sirias destruyeron la gran mayoría de la “ola sucesiva” de cohetes disparados por Israel. Asimismo, confirmaron que los bombardeos destruyeron una estación de radar y un depósito de armas.

irán calla Las autoridades iraníes no se pronunciaron sobre la escalada de la tensión en territorio sirio, en el choque de mayor envergadura hasta el momento entre ambos países. El mutismo fue la respuesta de Teherán a las acusaciones israelíes de que una veintena de misiles fueron disparados contra Israel desde las bases en Siria de la fuerza Al Quds, la unidad de elite de los Guardianes de la Revolución de Irán. Tampoco hubo respuesta oficial ante los bombardeos en Siria del Ejército israelí.

Irán respalda al presidente sirio, Bachar al Asad, en su lucha contra los grupos yihadistas y contra la oposición armada, para lo que aporta asesores militares y milicianos chiíes, en su mayoría de nacionalidad afgana. La Fuerza Al Quds también está desplegada en Siria. - D.N.