La gran deuda de Adif Alta Velocidad (17.600 millones de euros)

Arturo Carreño Parras Exjefe de estación - Domingo, 26 de Agosto de 2018 - Actualizado a las 06:02h.

Para que los lectores entiendan, Adif se creó en el año 2005 al separarse de Renfe para, entre otras cosas, aminorar el déficit gigantesco que tenía Renfe por aquel año. Adif gestiona la Alta Velocidad con 17.600 millones de deuda en la actualidad y para rebajarla ha incrementado el cánon a Renfe por utilización de las vías en un 92%, casi el doble de lo que pagaba Renfe, que eran alrededor de 325 millones de euros anuales. Lo que es muy preocupante es que las obras del AVE-TAV continúan ejecutándose a pesar del aviso tan contundente del Tribunal de Cuentas de la Unión Europea, en el que no dejan lugar a dudas de la desastrosa ineficiencia de la Alta Velocidad Española, de su bajo uso-costo por viajero, sus plazos sin ejecutar y de los sobrecostos de estas obras en las que un kilómetro de plataforma oscila entre 25 y 40 millones de euros, después viene el montaje de las vías, catenaria, balizas de seguridad y control, señalización, cerramientos, etcétera.

Es curioso pero recuerdo que en los años 1967-75-80 y 1990, los transportistas por carretera (camioneros) pagaban un cánon de coincidencia a Renfe obligatorio por ley, como compensatorio por el transporte de mercancías, los camioneros no lo entendían pero había que pagar. Allá por los años 1967 y hasta 1997 aproximadamente en las estaciones medianas y grandes, las mercancías de toda clase y condición eran transportadas en un 20% por tren, es decir, que trabajo lo había, pero yo creo que la gestión y las distintas direcciones de las 7 zonas de Renfe era lo que no funcionaba y así en esos años 1997-2005 se empezó a suprimir mercancías de paquetería en furgones, reducción de plantilla y gran reducción de mercancías en trenes puros (naranjeros, gasolineros, bobinas de chapa, mercancías peligrosas y otras muchas) hasta pasar de un 20% al 1,5% en la actualidad. El grueso de mercancías se transporta por carretera porque el monopolio de gasóleos y gasolinas aportan al Estado miles y miles de millones de euros, aunque la contaminación es abismal, pero eso es lo de menos.

Esta información procede de la web www.elindependiente.es del 20-08-2018 en sus primeras 6 líneas.

Secciones