El Sindicato Médico de Navarra destaca que las urgencias están vacías durante los partidos de fútbol

Final del Mundial de fútbol (AFP)

EFE - Viernes, 7 de Septiembre de 2018 - Actualizado a las 18:19h.

PAMPLONA.- El Sindicato Médico de Navarra (SMN) ha destacado que las salas de espera de los servicios de urgencias de los hospitales y centros de salud están vacías durante los acontecimientos mediáticos, como ocurrió en los partidos del Mundial de Rusia en junio y julio, pero luego se colapsan cuando terminan estos eventos.

Esta situación, señala el SMN en un comunicado, no solo se ha producido durante el Mundial, sino que "se repite de forma sistemática ante cualquier acontecimiento mediático", por lo que considera que el uso de los servicios de urgencias por parte de la población "no está en relación únicamente a aspectos sanitarios".

Tras preguntarse si la sociedad "sabe cuándo y cómo acudir a los servicios de urgencias y el coste que su uso indebido supone", el SMN entiende que es imprescindible que la Administración realice programas de educación sanitaria "encaminadas al correcto uso de los diferentes sistemas sanitarios de los que disponemos".

"Socialmente ya se considera una conducta incívica el fumar en un espacio público o no tirar una lata en el contenedor adecuado, pero acudir a los servicios de urgencias por cuestiones nimias como haberse tragado un chicle, por caída del pelo o realizar una revisión de salud antes de iniciar el periodo vacacional es considerado como normal por una parte de la población", lamenta el sindicato.

Según indica el SMN, este tipo de consultas, que pueden ser solucionadas en los centros de salud por el médico de familia, "tienen como consecuencia la saturación de los servicios de urgencias, el retraso de la atención de las verdaderas urgencias y la obstaculización del trabajo de los médicos cuya labor sanitaria debe estar al servicio de lo realmente urgente".

Atender diariamente problemas leves en urgencias "contribuye a que las jornadas de los profesionales sean estresantes y agotadoras", afirma el SMN, que agrega que, "si añadimos además que en el periodo estival se produce el cierre de camas de hospitalización y de los centros de Atención Primaria por las tardes, la sobrecarga laboral aumenta llegando a producir una incapacidad para atender adecuadamente a los pacientes".

Por otro lado, censura que la clase política "se ha encargado de prometer, a lo largo de estos años, una sanidad 'inagotable' a cambio de seguir manteniéndose en sus puestos, haciendo creer a la población que sólo tienen derechos".

A su vez, añade, "se han olvidado de que la sostenibilidad del sistema sanitario es de todos, pero es la Administración la responsable de proporcionar los medios necesarios y unas condiciones laborales adecuadas, así como garantizar el uso racional de los recursos por parte de la población".

Por estos motivos, hace un llamamiento a los gestores para que "tomen en cuenta nuestras aportaciones para la mejora de la racionalización de los servicios de urgencias y que instauren campañas de formación y las reformas necesarias para que esto se lleve a cabo".

Secciones