Reubica a los policías “hacinados” en Catalunya

Puigdemont critica la intención del Gobierno por el despliegue de antidisturbios en la Diada

El Ejecutivo de Sánchez reubica a los policías “hacinados” en Catalunya

Sábado, 8 de Septiembre de 2018 - Actualizado a las 06:01h.

pamplona - El expresidente catalán Carles Puigdemont criticó ayer la intención del Gobierno de desplegar 600 antidisturbios para la celebración de la Diada, un dispositivo que para él demuestra que “no se ha abierto ningún nuevo tiempo” con el nuevo ejecutivo socialista. “¿El nuevo tiempo es enviar 600 guardias civiles para controlar una jornada que ha sido siempre tranquila y llena de convivencia?”, dijo Puigdemont en una rueda de prensa tras conocerse la decisión de reforzar la seguridad en las próximas jornadas tomada por la Dirección General de la Policía Nacional.

El expresidente insistió en la falta de concreción de Sánchez en las cuestiones con el Govern, y consideró que lo que “pide la sociedad catalana es el derecho a decidir su futuro”. Puigdemont consideró haber “dado todas las oportunidades” y la “confianza” para el diálogo, pero que Sánchez no dice cuál es su receta, “si es la receta Rajoy 2.0 o es otra receta que incluso podríamos estar dispuestos a considerar, pero es que sobre la mesa no hay nada”. El político catalán compareció junto al consejero de Administraciones Públicas Jordi Puigneró para informar sobre la demanda del expresident y de varios trabajadores cesados por la aplicación del artículo 155. Preguntado sobre si no está “agarrándose” al pasado con las demandas sobre los efectos del 155 en vez de buscar soluciones futuras, dijo que sigue habiendo “amenazas” de que se vuelva a aplicar ese artículo de la Constitución.

En la misma línea se pronunció poco antes, también en Bruselas, el portavoz adjunto de Junts per Catalunya, Eduard Pujol, quien dijo que el PSOE es la “versión azucarada” del PP y opinó que hace falta un replanteamiento para que se imponga “el sentido común” y la “radicalidad democrática”. “La situación sigue siendo muy complicada. El PSOE es especialista en azucarar la realidad y hacernos creer que puede ser que no sea tan dura, tan oscura, tan complicada y que no es tan tensa como era con el PP”, dijo Pujol.

policía en catalunya Una versión azucarada del PP que acordó ayer poner fin al hacinamiento que denunció la Policía destinada en Catalunya. El director general de Policía, Francisco Pardo, se comprometió a arreglar “en breve” la situación de algunos de los agentes enviados como refuerzo a Catalunya y alojados en el cuartel militar del Bruc, en Barcelona, tras la denuncia de “hacinamiento” del sindicato Unión Federal de Policía (UFP).

En tres mensajes acompañados de fotografías, la UFP denunciaba en Twitter la situación “deplorable” del alojamiento de los primeros efectivos de la unidad de Intervención Policial, los antidisturbios, que habían sido destinados a Catalunya y alojados en el cuartel militar del Bruc. La UFP calificaba de “ruinosas” y “tercermundistas” las instalaciones, con hasta 40 policías en un mismo habitáculo o “espacios reducidos de hasta diez literas y limitados aseos compartidos”.

Una situación que afecta a alrededor de un centenar de agentes procedentes de Zaragoza y A Coruña, que llegaron el miércoles a Catalunya y que, según asegura el sindicato UFP, “tratarán de sobrevivir” en el Bruc durante veinte días, pasa ya la celebración de la Diada. - D.N.

en detalle

El PNV estará en la Diada. El PNV informó ayer de que Ortuzar encabezará la delegación de este partido que el lunes y martes acudirá a Catalunya a los actos con motivo de la Diada, invitado por la Generalitat y el PDeCAT.

Visita a la cárcel. El presidente del PNV, Andoni Ortuzar, y el secretario de Organización de la ejecutiva peneuvista, Joseba Aurrekoetxea, visitarán el martes en la prisión de Lledoners al exvicepresidente del Govern y líder de ERC, Oriol Junqueras;los exconsellers Josep Rull, Jordi Turull, Raül Romeva y Joaquin Forn, así como el diputado de JxCAT y exlíder de la ANC, Jordi Sànchez, y el presidente de Òmnium Cultura, Jordi Cuixart.