Geroa Bai y Bildu buscan consenso y pragmatismo para la Ley del Euskera

Las fuerzas del cambio valoran la ponencia parlamentaria, mientras el PSN se enroca en oponerse a la cooficialidad

Martes, 11 de Septiembre de 2018 - Actualizado a las 06:01h.

Pamplona - La cooficialidad del euskera en toda Navarra sería un indudable hito para muchas de las fuerzas políticas y personas que abogan desde hace décadas por el reconocimiento pleno de la lengua, pero de cara al fin de la legislatura no parece ser este el propósito ni el fin de la modificación de la Ley del Euskera ni de la ponencia que durante estos últimos meses ha trabajado en el Parlamento de Navarra este asunto. Sino más bien ser más imaginativo, buscar nuevas fórmulas, más pragmáticas y ajustadas a la realidad sociolingüística que pudiesen dar un impulso al euskera. Así lo han expresado los portavoces de Geroa Bai, Koldo Martínez, y de EH Bildu, Adolfo Araiz, que mostraron su disposición de que antes de que termine la legislatura se avance en este sentido.

En concreto, Araiz explicó que han planteado “pasos intermedios que no sea la cooficialidad absoluta” y confía en que ya se pueda extender esa protección al euskera. El parlamentario de EH Bildu puso en valor la tarea de la ponencia en la que han participado lingüistas, académicos, agentes sociales y expertas de diferentes ámbitos. “Todo ese trabajo servirá en el futuro”, señaló. El portavoz parlamentario de Geroa Bai, Koldo Martínez apuntó que su grupo no tiene “ningún problema” en modificar la ley, pero hay “muchas cosas a analizar”, entre ellas si hay que modificar o no la Lorafna y también sería “fundamental” definir con claridad qué significa extender la oficialidad del euskera a toda Navarra, porque se debe respetar la “realidad sociolingüística” de la comunidad. Este es “un tema de mayorías políticas”, señaló. Y declaró que a Geroa Bai le gustaría que el consenso sobre este tema fuera mayor que el de los 26 parlamentarios del cuatripartito.

Pese a este claro llamamiento a los socialistas y buscar fórmulas hasta ahora no exploradas, la única aportación de María Chivite fue enrocarse en un discurso antiguo de que “el PSN no va a aprobar la oficialidad del euskera”. “No vamos a apoyar una modificación porque no tiene ningún sentido que en algunos municipios de esta Comunidad sea oficial el euskera cuando el conocimiento o uso de esta lengua es prácticamente nulo”, afirmó rotunda. - D.N.